publicación digital geográfica

Geografía Rural – Objeto y fundamentos

El espacio rural analizado por la geografía. La interrelación de componentes y presencia humana

El espacio rural y los sistemas agrarios

La superficie de la tierra es estudiada por la geografía como interrelación de elementos abióticos (aquellos componentes del medio físico que no están dotados de vida como las rocas, el agua, los elementos atmosféricos, etc.) bióticos (componentes de la naturaleza dotados de viada: vegetación y fauna), y antrópicos (aquellos componentes elaborados por el hombre como casas, caminos, etc.).

Dependiendo de la proporción de cada uno de los elementos integrantes del paisaje, se constituirán diferentes tipos, en cuyos extremos tendríamos los paisajes naturales, tanto abióticos como bióticos, en los que dominan casi en exclusiva los elementos del medio físico (selvas, bosques, desiertos) y las ciudades, en los que dominan casi en exclusiva los elementos humanos.

Existen sin embargo, otros paisajes de composición mixta, en la que intervienen tanto elementos del medio físico como del humano, entre los que se encuadra el paisaje rural.

El paisaje rural está constituido, por una serie de elementos físicos abióticos, como el suelo, el agua, la atmósfera y sus componentes, etc. y bióticos, vegetación natural, animales salvajes; pero contiene un alto grado de transformación debido a las actividades humanas, tales como el cultivo de plantas, cría de animales domésticos, construcción de su hábitat e infraestructuras necesarias para la subsistencia, etc.

Así pues las actividades económicas desarrolladas sobre ese territorio transforman el espacio natural en un espacio humanizado, sin llegar a los extremos de los paisajes urbanos. Las principales actividades económicas que se desarrollan en el espacio rural son las que se agrupan en el sector primario o agrario: agricultura, ganadería, explotación forestal, caza, pesca, etc.

Conceptualmente existen diferencias entre los términos rural, agrario y agrícola.

El término agrícola hace referencia únicamente a las actividades relacionadas con la agricultura; el término agrario incluye todas las actividades del sector primario; mientras que el término rural es el más amplio de los tres, incluyendo cualquier actividad desarrollada en espacios no urbanos.

Así, la geografía agrícola estudia el espacio afectado por la agricultura; la geografía agraria, hace lo propio con el espacio influenciado por las actividades primarias, no solamente la agricultura; mientras que la geografía rural hace un estudio global de todo el territorio, incluyendo el hábitat, y los demás sectores económicos dentro del espacio rural.

Cualquier paisaje rural está compuesto por una serie de elementos visibles y se ve influenciado por una serie de factores invisibles tanto físicos como humanos que conjuntamente definen las características del paisaje.

Los elementos constitutivos del paisaje son el ager o espacio cultivado; el saltus o espacio no cultivado; el hábitat o espacio habitado; y finalmente el espacio organizado. En cuanto a los factores que influyen en los paisajes rurales son de naturaleza física, como el relieve, el clima, los suelos o la hidrología; y humanas, como la demografía, la economía o la política.

La conjunción de elementos y factores producen los diferentes tipos de paisajes rurales dispersos por el mundo, y de los que veremos una representación de su variedad.

Principales elementos del paisaje rural

Ager: es el espacio cultivado por el hombre. Está dividido en parcelas (espacio contiguo que constituye la unidad mínima de producción agraria) que se agrupan en explotaciones (unión de las diferentes parcelas que son cultivadas por un mismo agricultor o ganadero). Las características definidoras de este elemento son la morfología agraria (la forma, el tamaño, y los tipos de límite de la parcela); los diferentes cultivos o producciones ganaderas que se realizan en ella; los sistemas de explotación; y la propiedad y tenencia de la tierra.

Openfield: se trata de un paisaje cuyas parcelas se suelen distribuir de manera muy ordenada y regular sobre el territorio, en forma de grandes hojas alargadas entre los caminos que suelen seguir un plano estrellado con centro en el núcleo de población; habitualmente ocupa zonas de llanuras; su sistema de cultivo suele ser la rotación; no existe arbolado en las tierras de cultivo, sino que se sitúa en las zonas mas alejadas del pueblo; el hábitat propio de este tipo de paisaje es concentrado.

Bocage: donde las parcelas se encuentran separadas por setos, muros, o vallas. Su forma es bastante irregular, ya que suelen ser típicos de zonas montañosas. El hábitat de estos lugares suele ser disperso o semidisperso. El tamaño de las parcelas es pequeño, haciéndose mayor cuanto más alejado está del núcleo principal de población.

Saltus: Es el espacio que no está cultivado. Se diferencia entre el Saltus Permanente, que es aquel que no permite su aprovechamiento agrícola, tal como rocas, etc; y Saltus Temporal, que es aquel que aunque no está cultivado en este momento si hubiera podido estarlo en el pasado o ser cultivado en el futuro (zonas de matorral o pastos).

Hábitat: Es la parte habitada del paisaje, la forma en la que se distribuye la población sobre el territorio. Una primera distinción nos señala la existencia de dos tipos principales de poblamiento según el lugar de residencia: hábitat urbano que es la población residente en las ciudades; y hábitat rural que es la residente en el resto del territorio. Entre ambas existen múltiples contrastes que las diferencian: económicos (sector laboral principal del que vive la población), sociológicas (modo diverso de composición y comportamiento social de la población), demográficas (número de habitantes, comportamientos demográficos, etc.), e inclusos formales (tipología de edificios, tamaño de los núcleos poblados, etc.).

Estadísticamente se utiliza el número de habitantes para diferenciar entre poblamiento urbano y rural, así por ejemplo en España se considera ciudad aquellos lugares con más de 10000 habitantes; esta cifra varía dependiendo del país, Japón la fija en 25000 habitantes, mientras que algunos países escandinavos las han fijado en unos 200 habitantes.

Lic. José L. López

El texto se completa con la descarga de los archivos:

Geografía Rural – Fundamentos
texto completo

Sistemas Agrarios – Dominga M. Fernández
texto completo
El espacio Rural – Fundamentos
texto completo
 🙂 Leer más sobre “espacio rural

Mirá esta novedad

Reformas Agrarias en América Latina. El caso de Chile

La reforma agraria en Chile se inició bajo el gobierno de Jorge Alessandri, con la …